You are here: Home / Reviews / Journals / Mélanges de la Casa de Velázquez / 43 (2013) / 1 / Misión en París
Social Media Buttons fb twitter twitter twitter
  • Metadata

    • Document type
      Review (monograph)
      Journal
      Mélanges de la Casa de Velázquez
      Author (Review)
      • Alberola Romá, Armando
      Language (Review)
      Español
      Language (Monograph)
      Español
      Editor (Monograph)
      • Ozanam, Didier
      • Téllez Alarcia, Diego
      Title
      Misión en París
      Subtitle
      Correspondencia particular entre el marqués de la Ensenada y el duque de Huéscar (1746-1749)
      Year of publication
      2010
      Place of publication
      Logroño
      Publisher
      Instituto de Estudios Riojanos
      Number of pages
      622
      ISBN
      978-84-9960-005-5
      Subject classification
      Political History, Biographies, genealogy, Auxiliary sciences of history, Military History
      Time classification
      Modern age until 1900 → 18th century
      Regional classification
      Europe → Western Europe → France, Europe → Southern Europe → Spain
      Subject headings
      Spanisch-französische Beziehungen
      Ferdinand <VI., Spanien, König>
      Ensenada, Zenón de Somodevilla y Bengoechea de la / Briefwechsel
      Silva Alvárez de Toledo, Fernando de / Briefwechsel
      Diplomatie
      Quellensammlung
      Original source URL
      http://mcv.revues.org/5056
      recensio.net-ID
      ef57d5e198b0437692bff6392c0d4783
      DOI
      10.15463/rec.1189724854
  • Citation rules

  • Terms of licence

    • This article may be downloaded and/or used within the private copying exemption. Any further use without permission of the rights owner shall be subject to legal licences (§§ 44a-63a UrhG / German Copyright Act).

Didier Ozanam / Diego Téllez Alarcia (eds.): Misión en París. Correspondencia particular entre el marqués de la Ensenada y el duque de Huéscar (1746-1749) (reviewed by Armando Alberola Romá)

Didier Ozanam et Diego Téllez Alarcia (éd.), Misión en París. Correspondencia particular entre el marqués de la Ensenada y el duque de Huéscar (1746-1749), Logroño, Instituto de Estudios Riojanos, 2010, 622 p.

Para elaborar este grueso volumen se han dado la mano el magisterio y la experiencia de Didier Ozanam, uno de los mejores conocedores de las relaciones diplomáticas entre España y Francia durante el reinado de Fernando VI, con la juventud y empuje del historiador riojano Diego Téllez Alarcia, especialista reconocido de la figura de Ricardo Wall. La combinación ha dado consigo una excelente —y muy útil— herramienta para los dieciochistas, al poner a su disposición 863 cartas de carácter reservadísimo Cruzadas entre dos personalidades del momento: Zenón de Somodevilla, marqués de la Ensenada, todopoderoso ministro de Fernando VI, y el no menos relevante Fernando de Silva y Álvarez de Toledo, duque de Huéscar y, desde 1755, XII duque de Alba.

Durante el siglo xviii, la carta llegó a adquirir especial significación desde muy diferentes puntos de vista —intelectual, social, literario, político— o, simplemente, como instrumento de comunicación entre individuos unidos por lazos de la más variada índole. La edición de epistolarios como los de Gregorio Mayans, Melchor Gaspar de Jovellanos o Leandro Fernández de Moratín, así como la publicación de monografías en las que la carta se erige en una de las fuentes básicas, han venido a demostrar que el análisis del contenido de la correspondencia permite trazar la trayectoria vital y profesional de sus protagonistas, conocer su círculo de relaciones, acceder a los arcanos de su entorno más personal, ser testigos privilegiados de sus logros y aspiraciones, de sus sensaciones y reacciones…; en fin, aproximarnos a su esfera más íntima. La carta llegó a convertirse, incluso, en un auténtico género literario de difícil cultivo, al decir de quienes usaron de ella con profusión. Para Gregorio Mayans, paradigma de esta práctica, el «género epistolar debía asemejarse a la conversación de los hombres cuerdos, ni descuidado ni demasiado pulido», lo cual entrañaba no poca dificultad para alcanzar la perfección; hasta el punto de que el polígrafo olivense sentenciaba que «nadie la había logrado». En cualquier caso, la carta ofrece al historiador innumerables posibilidades; por descontado que muchas más de las que sus protagonistas pudieron pensar cuando las escribieron.

Ozanam y Téllez ofrecen 447 cartas de Ensenada y 416 de Huéscar, procedentes en su práctica totalidad del Archivo de la Casa de Alba (853) y apenas una decena del Archivo Histórico Nacional. Correspondió al hispanista francés desarrollar, allá por los años cincuenta del siglo pasado, la laboriosa tarea de transcribir la correspondencia mantenida por el duque de Huéscar durante los años que ocupó la embajada española en París (1746-1749) con el secretario de Estado José de Carvajal y Lancaster y con el marqués de la Ensenada. El estudio del primer bloque epistolar, con un total de 386 cartas, propició la publicación de libro La diplomacia de Fernando VI. Correspondencia reservada entre D. José de Carvajal y el duque de Huéscar; 1746-1749 (Madrid, 1975). El segundo bloque, el más numeroso, ha debido esperar muchos más años de los deseables para ver la luz, ya en nuestros días. En ambos casos cabe decir que el duque de Huéscar fue cuidadoso pues, aparte de conservar las cartas que le remitían sus amigos recuperó, llegado el momento, las que él les había enviado; señal inequívoca de que le interesaba sobremanera preservar su lectura de ojos y mentes poco discretos. La muerte de Carvajal a primeros de abril de 1754 y la caída en desgracia de Ensenada, tres meses más tarde, propiciaron el agrupamiento epistolar que, desde entonces, quedó custodiado en el archivo de la casa de Alba.

Formalmente, el libro ofrece un estudio preliminar que contextualiza adecuadamente el «tempo» político en el que la correspondencia está activa, a la vez que pasa revista a las circunstancias que condujeron a los protagonistas a sus respectivos destinos. El carácter confidencial de las cartas es puesto de relieve por los autores, así como el sistema empleado para su preservación, cifrado incluido y colaboradores de plena confianza de por medio. Los temas objeto de comentario son múltiples y variados, se mezclan desordenadamente y ello hace atractiva la información que fluye y en la que, por descontado, cobran especial relieve los asuntos relacionados con la diplomacia, la política interior y, claro está, la guerra que se libra en el norte de Italia, la necesidad de economizar recursos y, en el caso de Ensenada, el ansia por lograr la paz que le permitiera iniciar el proceso reformista en España. Algo de esto queda recogido en el intercambio epistolar, como la creación del Real Giro, la necesidad de levantar mapas de las regiones españolas, de que se generen actividades productivas que ocupen a la población…; aunque nada se dice del proyecto de Única Contribución. Los comentarios sobre los reyes —no hay que olvidar que Ensenada y Huéscar vivieron los últimos momentos del reinado de Felipe V y los primeros de Fernando VI— son respetuosos y, en el caso de Ensenada, proporcionan noticias incluso del comportamiento de la meteorología cuando sus majestades se desplazan a los Reales Sitios. Las cartas descubren el grado de confianza que presiden las relaciones personales entre los corresponsales: enorme respeto por parte de Ensenada y mucho más relajadas e, incluso, cariñosas —aunque la relación acabara mal— por lo que hace a Huéscar respecto del ministro quien, por cierto, mantenía a su vez excelentes vínculos con diferentes miembros de la casa de Alba. Pero todo ello, y mucho más, puede comprobarlo un lector atento.

Tras del preliminar, los autores relacionan las fuentes documentales y bibliográficas que utilizan en el aparato crítico y el listado de abreviaturas. Cierra el texto un índice onomástico. Entre ambos discurre la transcripción de las 836 cartas conveniente y exhaustivamente —quizá demasiado— anotadas. Son 1.089 notas de muy diferente tenor, tendentes a facilitar la identidad de determinados protagonistas del texto o a aclarar los acontecimientos históricos a los que se alude; en cualquier caso la remisión constante al libro, ya convertido en clásico, de Didier Ozanam sobre la correspondencia de Huéscar y Carvajal se antoja poco efectiva. El texto ha sido tratado con pulcritud por los autores de la edición, aunque llama la atención el uso de mayúsculas en sustantivos cuando no las llevan, caso de «francés», «español» o «flamenco» o alguna que otra omisión de identidades en las notas a pie de página. Detalles que, en cualquier caso, no van más allá de lo anecdótico ni empañan en absoluto la bondad de la obra.

Porque el libro hay que considerarlo en su conjunto y rendirle el homenaje que merece. Didier Ozanam y Diego Téllez, como decía al comienzo de este comentario, ofrecen a los historiadores del siglo xviii español un regalo impagable, un instrumento que permite profundizar, de la mano de los comentarios y confidencias de dos cualificados protagonistas, en un período sumamente complejo e interesante de la España de la primera mitad de la centuria ilustrada. Período en el que se sientan las bases del reformismo que desarrollarían los gobiernos de Carlos III y del que Ensenada se erigió en uno de sus referentes más conspicuos. Ozanam y Téllez ponen en nuestras manos, de manera ejemplar, pulcra y generosa, un torrente de información que, a buen seguro, será convenientemente utilizada. Nuestra gratitud por ello.